Constitución Española de 1845

1,00 

ISBN ebook: 9788499538693 Categoría: Etiquetas: , , , , , , ,

ISBN NFT: 9788411269292
ISBN rústica: 9788499537474


La reina Isabel II de Borbón promulgó la Constitución Española de 1845 a los quince años de edad.
Estuvo vigente hasta la promulgación de la Constitución Española de 1869, de carácter definitivamente más liberal y moderno.
En el preámbulo se establece la soberanía compartida, entre la Reina y las Cortes. Isabel II obtiene la potestad de hacer las leyes en acuerdo con las Cortes. Así aumenta su poder. Se limita el derecho ciudadano al sufragio y el Senado, es enteramente nombrado por la reina.
A partir de entonces, el Congreso de los Diputados estaría integrado por los electores de mayores rentas del país, que eran ni el 1 % de la población.
Con respecto al gobierno de las Colonias, la Constitución Española de 1845 establece en su Artículo 80, que

Las provincias de Ultramar serán gobernadas por leyes especiales.

Se niega así el derecho directo a participar en las Cortes a los habitantes de Cuba, Puerto Rico y Filipinas. Esta limitación no es clara y dependerá, en adelante, de concesiones otorgadas por la reina cuando lo estime oportuno.

Doña Isabel II, por la gracia de Dios y la Constitución de la Monarquía Española, Reina de las Españas; a todos los que las presentes vieren y entendieren, sabed: Que siendo nuestra voluntad y la de las Cortes del Reino regularizar y poner en consonancia con las necesidades actuales del Estado los antiguos fueron y libertades de estos Reinos, y la intervención que sus Cortes han tenido en todos tiempos en los negocios graves de la Monarquía, modificando al efecto la Constitución promulgada en 18 de Junio de 1837, hemos venido, en unión y de acuerdo con las Cortes actualmente reunidas, en decretar y sancionar la siguiente

Constitución de la Monarquía Española

Título primero. De los españoles

Artículo 1.º Son españoles:

1.º Todas las personas nacidas en los dominios de España.

2.º Los hijos de padre o madre españoles, aunque hayan nacido fuera de España.

3.º Los extranjeros que hayan obtenido carta de naturaleza.

4.º Los que sin ella hayan ganado vecindad en cualquier pueblo de la Monarquía.

La calidad de español se pierde por adquirir naturaleza en país extranjero, y por admitir empleo de otro Gobierno sin licencia del Rey.

Una ley determinará los derechos que deberán gozar los extranjeros que obtengan carta de naturaleza o hayan ganado vecindad.

Artículo 2.º Todos los españoles pueden imprimir y publicar libremente sus ideas sin previa censura, con sujeción a las leyes.

Artículo 3.º Todo español tiene derecho de dirigir peticiones por escrito a las Cortes y al Rey, como determinen las leyes.

Artículo 4.º Unos mismos Códigos regirán en toda la Monarquía.

Artículo 5.º Todos los españoles son admisibles a los empleos y cargos públicos, según su mérito y capacidad.

Fragmento de la Constitución Española de 1845